Clasicosis

Ficha: Luna nueva

Título: Luna nueva.

Título original: His girl friday.

Director: Howard Hawks

Guion: Charles Lederer

Reparto: Cary Grant

Rosalind Russell

Ralph Bellamy

Gene Lockhart

Porter Hall

Ernest Truex

Cliff Edwards

Clarence Kolb

Roscoe Karns

Frank Jenks

Regis Toomey

Abner Biberman

Frank Orth

John Qualen

Helen Mack

Alma Kruger

Billy Gilbert

Pat West

Edwin Maxwell

Género: Comedia. Romance. Periodismo.

Año: 1940

País: Estados Unidos

Lea nuestra reseña: Remake: ‘Luna nueva’ vs ‘Primera plana’

 

Más información: Está basada en la obra de teatro “The front Paige” de Ben Hetch y Charles MacArthur.

Hubo una primera versión dirigida por Lewis Milestone en 1931.

Cary Grant comenta el triste desenlace de la última persona que se le cruzó, un tal Archie Leach. Archibald Leach es su nombre real.

El personaje de Grant manda a alguien a buscar al personaje de Bellamy diciendo “se parece a ese actor de películas, Ralph Bellamy”. Este chiste se intentó cortar, al final Hawks lo dejó y fue uno de los que más triunfó.

Una de las primeras películas donde se pisan las frases y hay suidos de fondo para dar más realismo. Sólo hay música en los dos primeros y últimos minutos del film.

En la obra original Hildy, interpretado por Rosalind Russell, es un hombre. Durante las audiciones de los actores la parte de Hildy a leía una secretaria y a Hawks le gustó tanto cómo quedaba que decidió que Hildy fuera una mujer. Ben Hetch (autor de la obra teatral) dio el visto bueno al cambio y al guión.

Durante el rodaje Rosalind Russell creía que no tenía tan buenas ideas como Grant, así que a través de su cuñado contrató a un publicista para que reescribiera algunas frases. Cuando Hawks dio via libre a la improvisación muchos llegaron a sospecharlo, sobre todo Grant cuando todas las mañanas Russell le preguntaba “¿Qué tienes hoy?”.

La primera actriz en la que se pensó para el papel de Hildy fue Jean Arthur. También rechazaron el papel Carole Lomard, Claudette Colbert, Irene Dunne y Ginger Rogers.

Rosalind Russell estaba tan resentida por no ser la primera opción que se presentó al casting con el pelo mojado de venir de la piscina.

La escena de esconder al criminal en el bureau está basada en una historia real de Emile Gauvreau, editor del “The New York Evening Graphic”.